ryoo seung-wanSeguimos con la publicación de las entrevistas previas al Festival de Sitges… Esta vez, una que habíamos olvidado en el “cajón” durante largo tiempo, pues se realizó en 2011 cuando el director coreano Ryoo Seung-wan presentó The Unjust en el Festival, además de ser miembro del jurado de la Sección Oficial ese mismo año. Como siempre, en el marco del jardín del Hotel Melià, tuvimos la ocasión de charla tranquilamente con él un buen rato. Aquí recordamos cómo fue el encuentro, del que os avanzamos que hubo muchas risas.

Como es habitual hicimos la entrevista junto con nuestros compañeros, y amigos, de CineAsia, y le tenían preparada una simpática anecdota de cuando vino al presentar City of Violence a Sitges. Espero lo disfrutéis.

Asiateca: Debe haber sido un duro trabajo de investigación para abordar el tema de The Unjust, un caso real que sucedió en Corea. ¿Cómo fue esa labor de búsqueda?

Ryoo Seung-wan: Ya en Arahan me di cuenta de que la investigación previa tiene mucha importancia; incluso aunque no lo parezca, en aquella película también tuve que hacer mucho trabajo previo. En el caso de The Unjust el punto realista es muy importante, lo que requiere mucha investigación durante un proceso muy difícil, arduo y exhaustivo, sin embargo, es un proceso que me interesa. Durante esta fase previa ya me voy imaginando el cuándo, el cómo, qué tengo que describir y en qué me tengo que fijar. Como anécdota os cuento que tuve que colarme en el departamento de investigación de la policía coreana y un día un detective me pilló, era un domingo que realmente no había demasiados delincuentes, menos mal (risas).

Asiateca: ¿Y lo metieron en prisión?

Ryoo Seung-wan: No me metieron en la cárcel pero pude observar cómo era un despacho de investigación. ¿No crees que parezco bastante intelectual como para que me metan en la cárcel? (risas).

Asiateca: Lo de la prisión era una broma (risas).

Ryoo Seung-wan: Lo había pillado, pero lo de intelectual no lo era (risas).

Asiateca: Nosotros también tenemos una anécdota de cuando vino a Sitges a presentar City of Violence, y queremos mostrarle una fotografía suya muy divertida…

Ryoo Seung-wan

RSW: Ja, ja, ja… La gente siempre cambia, aprende cosas, y por tanto no puedes comparar a mi ‘Yo’ de ahora con mi ‘Yo’ de entonces (risas). Además, no sé si has visto por ahí a mis hijos, yo quiero ser un padre que parezca inteligente… Ja, ja, ja…

Asiateca: Continuemos con The Unjust. ¿Hasta qué punto es fiel su película con lo que realmente ocurrió y qué partes tuvieron que ser más ficcionadas?

RSW: Hubo un hecho real de violación infantil y pasaban los meses y este caso no se resolvía. Sin embargo, el presidente del gobierno coreano visitó el departamento de investigación de la policía y en 3 días el caso ya estaba resuelto. Durante el rodaje hubo varios casos de corrupción en el departamento fiscal, pues se aceptaban sobornos de empresarios, y si se ve, el resultado de la película parece que está basada en estos casos. El punto de ficción es todo el tema de la creación de un falso delincuente.

Asiateca: Hay un plano en la parte final de su película que es un travelling que sube por un edificio y la final se ve la bandera coreana. Hemos entendido que parece que la corrupción está a la orden del día en Corea…

RSW: Creo que sucede lo mismo allá donde haya gente y haya dinero, pero la reacción de los espectadores de Corea fue sentirse incómodos con esta película, aunque tuvo un gran éxito comercial. Yo hice enfadar a los espectadores y, sin embargo, la película tuvo éxito.

Asiateca: De hecho, es su película más taquillera hasta la fecha.

RSW: Creo que tras hacer The Unjust vi aún esperanza en la sociedad coreana porque la gente se indignaba al ver la película. Si la hubieran ignorado a lo mejor no tendría esperanza, pero se indignaron. Por lo tanto, el significado del final que comentáis con la bandera quiere decir: “esperanza con desesperanza”.

The_Unjust001

Asiateca: Quizás esta pregunta le incomode un poco… Creemos que esta es la película más seria y contundente en toda su carrera, ¿ha sido en parte para dar la revancha a toda la gente que le criticó tanto por hacer Dachimawa Lee?

RSW: Puedo darte parte de razón… Es cierto que Dachimawa Lee jugó un papel importante, pero nunca he querido demostrar nada a nadie. La verdad es que el punto de inflexión en mi filmografía es posiblemente Dachimawa Lee. Antes me interesaba mucho el género en sí, el género tenía mucha importancia y me obsesionaba con él. Ahora no tengo ya esta obsesión, aunque claro, al Festival de Sitges seguramente esto no le guste (risas).

Asiateca: Aunque su hermano Ryoo Seung-bum realizó un pequeño cameo en Dachimawa Lee, realmente no trabajaba con él como actor principal desde hacía ya algún tiempo. ¿Cómo ha sido volver a trabajar con su hermano ahora que se ha convertido en toda una estrella?

RSW: Realmente no hubo ninguna intención de no trabajar con él hasta ahora, pero sí pensé decididamente en él para este proyecto. “Para este personaje ha de ser Ryoo Seung-bum“, y así fue la decisión. La verdad es que no nos habíamos peleado ni nada por el estilo (risas). Con respecto a volver a trabajar, aunque somos hermanos, tenemos una vida privada y profesional totalmente distinta, pero sólo puedo decir que durante el rodaje nos divertimos muchísimo.

Asiateca: Es un director de actores más que de actrices, desde No Blood no Tears o Arahan casi nunca dirige a actrices en roles principales.

RSW: Después de dirigir No Blood no Tears me di cuenta de que no describo bien los personajes femeninos, y aún hoy me siento bastante incómodo cuando trabajo con actrices. En Corea hay un dicho en tono de broma: “En este mundo hay tres tipos de sexos: hombre, mujer y marujas”, y yo puedo añadir un cuarto que son las actrices (risas).

Ryoo Seung-wan: (Pregunta de Ryoo) Quería preguntarles algo, Dachimawa Lee se proyectó aquí en Sitges, ¿cómo fue la reacción del público?

Asiateca: Realmente muy buena, nos divertimos muchísimo viéndola. Sinceramente creemos que en Corea no se entendió, era un homenaje absoluto a las películas de 007, de kung fu, clásicos de las artes marciales… en Corea no se entendió esta película.

Dachimawa Lee

Asiateca: En una anterior visita a Sitges usted coincidió con Park Chan-wook y en una entrevista nos decía que él era un maestro, que le gustaría llegar a donde él ha llegado. Para nosotros, ahora, años después, usted ya es un maestro. ¿Qué ha cambiado en Ryoo Seung-wan en estos años?

RSW: El cambio principal en estos años es que el cine en mi vida ya no es tan importante como antes. Puedo decir que el cine es una parte de mi vida, pero no lo es todo. Primero va mi vida, luego la gente y el tercero sería el cine. Aunque el cine se ha hecho un hueco más pequeño en mi vida, sí que me siento con más responsabilidades. Últimamente hay una película que tiene mucho éxito en Corea llamada Do-ga-ni (The Crucible/Silenced, 2011) que trata sobre la violación de alumnos discapacitados. No es que esté basada en un hecho real sino que ‘es’ un hecho real, y a raíz del éxito de la película se han reabierto casos policiales sobre esto. Este fenómeno me hizo ver que el papel del cine no es sólo diversión, que hay cuestiones más importantes en la sociedad, y esto me da mucha energía para hacer más películas. Además, ya no me obsesiono tanto por hacer mejores películas que mis anteriores trabajos, ahora quiero hacer películas diferentes, no mejores.

Realmente no creo que mi posición en el cine coreano sea una posición privilegiada, ni mucho menos. Cada vez que salgo de Corea me siento muy pequeño. Creo que hay 2 tipos de directores, el que tiene una reacción explosiva y el que deja una huella continua, yo me considero de los segundos.

Asiateca: Nos gustaría saber sobre su próximo proyecto The Berlin File, sabemos que rodará en Alemania, sabemos que trata sobre espionaje norcoreano… ¿Qué nos puede contar más al respecto?

RSW: Ahora estamos haciendo el casting, preparando localizaciones… puedo decir que el guión está casi terminado.

Asiateca: Y para terminar, ¿qué tal la experiencia de volver a Sitges, presentando su última película y además como jurado?

RSW: No quiero hablar de la impresión que tengo ahora, solo diré que la próxima vez que vuelva aquí nunca lo haré como jurado (risas). No sabía que tenía que ver tantas películas y no es que sean precisamente películas bonitas (risas), son sangrientas, desagradables… Además, al menos, una vez al día veo el final del planeta Tierra, me va a dar algo (risas). Creo que cuando vuelva a Corea me apuntaré a alguna organización medioambiental o algo así, nunca antes me había preocupado tanto por el futuro de la Tierra (risas).

entrevista ryoo

Por Gloria Fernández (CineAsia) y Jorge Endrino (Asiateca)

2 Respuestas

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.